CARPE DIEM en Cala de Villajoyosa

Que gusto da visitar la nueva zona de la Cala de Villajoyosa. Para quien no lo sepa, esta cala y la Cala de Finestrat están históricamente unidas y siempre bajo alguna que otra disputa municipal sobre la propiedad y límites de los terrenos de cada cual, que sumados a la contigüidad de Benidorm, convierten a la zona en un curioso triunvirato. El caso es que, a pesar de vivir relativamente cerca, hacía bastante tiempo que no visitaba la zona , algo que tenía pendiente (ahora entenderéis porqué) así que la celebración del día del padre fue la excusa perfecta para salir, pasear por allí y descubrir como la zona ha crecido muchísimo, ejerciendo la Avda. Rosa de los Vientos de epicentro y viendo como es notable y mas amplia de lo esperado la presencia de establecimientos hosteleros, entre ellos el que nos ocupa hoy, el Carpe Diem

Un luminoso local recién reformado sito en un edificio residencial/apartamentos de la citada avenida. A pesar de no conocerlo físicamente, para mi no era un local ajeno, y no lo es porque cuenta con la presencia en cocina de mi hermanico Alex, que hacía tiempo que me iba contando las magníficas cosas que ocurrían en este discreto rinconcito del mediterráneo. Siempre intento, aparte de respetuoso, ser muy objetivo en las cosas que escribo pero entenderéis que en este caso, el que yo describa profesionalmente las virtudes culinarias de mi hermano sería de todo menos objetivo, así que me ajustaré a protocolo, describiré mínimamente los platos y me limitaré a decir que es un magnifico profesional que se formó en el cercano CdT Domingo Devesa, trabajador con muchísimo oficio, que adora lo que hace, que no le importa echar horas y horas y que practica la cocina resolutiva de toda la santa vida, sin florituras. Como diría la madre que nos parió: ‘Alex guisa’ y yo añado que, además, guisa muy bien.

Carpe Diem, Bebidas, Ensalada, Sopa de cebolla

Fuimos recibidos en el Carpe Diem por su propietario y por el personal de sala, que de forma muy atenta nos acompañan a la mesa que previamente habíamos reservado. El local está a tope y me cuentan que no es una excepción por ser festivo. Este sitio (la zona) está trabajando mucho y defendiendo menús del día que se mueven entre los 11,50, 12,50 y los 16€ y la gente, en unos tiempos que no son fáciles, ha recogido el guante y está apoyando una nueva gastronomía diaria y razonable, de precio tremendamente ajustado.  Inauguramos mesa con unas cañas y el tinto de la casa, Abadía del Roble, un manchego joven con crianza de color cereza oscuro y sabroso. Tras aposentarnos y refrescar gargantas, pasamos a pedir y lo hacemos sobre el menú del día que ofrece el establecimiento para esta ocasión: 1 entrante individual + plato medio + plato fuerte + postre + bebida. Para cada una de las categorías las opciones son muy variadas y en este caso, como entrante individual nos decantamos por ensalada con salsa rosa y una sopa de cebolla. También había para elegir sopa de pollo o gazpacho. Las ensaladas de muy buen tamaño, con salsa cóctel casera y con lechuga, zanahoria, surimi y gambita. En cuanto a la sopa de cebolla (probé un poquito) muy sabrosa con un buen fondo de caldo de pollo, como debe ser, y ajustada en cantidad de cebolla.

 croquetas, arroz, entrecot, bacalao

Posteriormente llegaron los platos medios (aunque de medios nada): Paella mixta y croquetas de jamón aunque también hubieramos podido decantarnos por lasaña, melón con jamón o macarrones boloñesa. En lo mas básico, las croquetas, a pesar de ser industriales, estaban bastante buenas y dejaban muy buen sabor de boca. El arroz fueron palabras mayores. Una señora ración de paella mixta en condiciones, generosa, con el arroz ‘teset’, con pollo, gamba, calamar, mucha verdura y un gran sabor, en definitiva, un plato casi que para terminar de comer pidiendo el postre. Pero no, aún quedaban los terceros y aquí nos decantamos por bacalao rebozado con tomate y un entrecot al punto pudiendo elegir también ossobuco o cordero al horno. Ambos platos acompañados por una abundante cantidad de patatas fritas así como del citado género. El bacalao no lo probé pero me comentaron que estaba muy gustoso, con las particularidad de que previamente se había rebozado y había quedado con una textura jugosa. En cuanto al entrecot, lo pedí al punto y al punto salió. Un buen filete de carne sin filtros ni historias, carne de una calidad alta y muy tierna.

panacotta y mousse chocolate

Llegado a este punto acabas hasta arriba pero si te apetece probar alguno de los postres incluidos, nosotros de entre la variedad como flan, mousse de limón, helados, tarta, etc… optamos por panacota y por una mousse de chocolate con leche. La panacota es casera y está deliciosa. Mira que es sencillo este postre pero cada vez que lo pruebo me sorprende mas y mas. El mousse también estaba delicioso.

En fin, una opción muy recomendable estés o no estés de vacaciones. Sobre a cuanto ascendió el total de la cuenta no puedo hablar porque fui invitado, y es que el día del padre es lo que tocaba, si bien imagino el importe porque este menú costaba 12,50€ por persona. Ese precio además era por ser festivo, porque me comentaron que normalmente se puede encontrar igual a diario por 11,50€, lo cual es una pasada. Vamos, que así si se puede salir a comer fuera de casa con alegría y gozo 😉

Facebook | Geolocalización en Google Maps & Street View | Telf. 965 86 43 60

Anuncios

Publicado el 30 marzo, 2015 en COMER, VISITE NUESTRO BAR y etiquetado en , , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: